Ir al contenido principal

El Lugar del Hebreo En La Teoría Bíblica de Epifanio (Parte 2.1)


John Meade

Introducción


En la última entrada, vimos que Epifanio adhirió veintidós libros del canon Hebreo según el modelo de las veintidós (-siete) letras del alfabeto Hebreo. En las próximas dos entradas, intentaré mostrar en cinco puntos los factores significativos del Texto Hebreo en la teoría bíblica de Epifanio. Como recordatorio, tendrá que haber otras dos entradas que traten con los aspectos de su teoría, específicamente, aquellos aspectos donde el Hebreo parece disminuir a la luz de la nueva traducción Griega.

1.      El Modelo de Moisés


Epifanio narra en su obra Pesos y Medidas la historia de la nueva traducción Griega de las escrituras Hebreas tomada del tratado de Aristeas, pero se inclinó por otras conclusiones ya sea debido a su imaginación o porque utilizó otras fuentes adicionales. El siguiente es un párrafo donde Epifanio  incluye material adicional:


            Luego, habiendo escogido los setenta y dos traductores previamente registrados, los maestros    de los judíos los enviaron según el ejemplo (τύπος), que ya Moisés había mostrado, cuando       subió a la montaña por orden del Señor, habiendo escuchado (que) "Tomad con vosotros        setenta hombres, y subid al monte" [Éxodo 24: 1,12]. Ahora, en aras de mantener la paz con   todas las tribus, tenía la intención de traer setenta y dos y agregarle el número, para que no        tomara cinco hombres de unos, otros seis de otros, y no dividiera a las tribus.


Epifanio informa que los maestros de los Judíos en Jerusalén eligieron y enviaron setenta y dos traductores para traducir las Escrituras Hebreas al Griego copiando el modelo original de Moisés, quien eligió setenta y (dos) ancianos para subir y recibir la Ley del Señor en el Monte Sinaí. Epifanio enfatizó la comparación con Moisés para resaltar el significado de la traducción y también para mostrar que Moisés lo hizo "por el mandato del Señor". Además, quería mostrar la igualdad de los dos eventos, Epifanio creyó que Moisés realmente tomó setenta y dos ancianos de la montaña, incluso cuando Éxodo 24 dice sólo "setenta".


Así, la intención de Epifanio es demostrar que la actividad de los setenta y dos traductores es igual a la actividad de Moisés y los setenta y dos ancianos, quienes originalmente recibieron la Ley en Hebreo.

2.      La Descripción de los Traductores


Más evidencia de la visión Epifaniana sobre el significado del Hebreo en su teoría bíblica proviene de cómo describió a los setenta y dos traductores:


            Por lo tanto, los setenta y dos traductores, saliendo de los Hebreos,  fueron entrenados desde la    infancia en la precisión del lenguaje de los Hebreos, pero a decir verdad, también en el       lenguaje de los Griegos, no sólo tradujeron la Escritura del Hebreo al Griego ... (Meds. 2).

            Consideren enviarnos traductores competentes entrenados estrictamente por ustedes desde la             juventud hasta la edad adulta en el lenguaje tanto de los Hebreos como de los Griegos (Meds.      11).


 Epifanio destaca su entrenamiento en Hebreo (que tenían desde la infancia) y su formación en Griego. En Meds. 1, según Epifanio, Ptolomeo Filadelfo pidió traductores judíos entrenados en ambos idiomas. Teóricamente, al menos, estos traductores debieron ser capaces de publicar una traducción que reflejara el sentido del original Hebreo en buen estilo Griego. Una vez más, la igualdad entre el Hebreo y el Griego aparece en la teoría bíblica de Epifanio.

Conclusión


En la próxima entrada, daré tres razones más para creer que el texto Hebreo fue un factor significativo en la teoría bíblica de Epifanio, y también extraeré algunas conclusiones antes de volver a sus puntos de vista de la traducción Griega de los setenta y dos.







Comentarios

Entradas más populares de este blog

Jürgen Moltmann sobre el Rapto y “Dejados Atrás”

Jürgen Moltmann discute el problema del escapismo religioso, con el atractivo particular de la teoría del rapto, en su libro, Ética de la Esperanza:
Un escapismo religioso está saliendo a relucir mediante la difusión actual de una sublime religiosidad gnóstica en cuanto a redención se refiere. La persona que se rinde a esta religiosidad se siente a gusto en 'el mundo del más allá' y se ve como un invitado en la tierra. Esto se debe a la manera en cómo le preocupa el destino de la vida en esta tierra. Que su alma vaya al cielo, es lo principal. En su cuerpo y en la tierra, no era más que un invitado, por lo que el destino de este hogar realmente no le preocupa demasiado. Las prácticas religiosas que exaltan la indiferencia a la vida tienen muchos nombres. [...] El apocalíptismo-pop ofrece un escapismo especialmente dramático. Antes de las grandes aflicciones del fin del mundo, los verdaderos creyentes serán "arrebatados", llevados al cielo, para que puedan construir…

La Doctrina de la Elección de Barth - Una Orientación

Richard Keith


Comenzamos una serie de once (¿once?) artículos sobre la doctrina de la gracia de Barth con esta breve  introducción. Barth articula su perspectiva en el capítulo 7 de su Dogmática Eclesial a la cual a (que se encuentra en la segunda parte del segundo volumen) titulado "La elección de Dios". Pero antes deben hacerse algunas observaciones introductorias:

La palabra "elección" en el título de este capítulo convoca al fantasma de la doctrina de la predestinación, que para algunas personas es motivo de espanto. Pero es lo más justo. Ya que Barth no tiene miedo de usar la palabra predestinación y habla de ella libremente. Pero si los lectores están familiarizados con la doctrina conservadora reformada de la predestinación, encontrarán que el trato de Barth es casi irreconocible. Para Barth "elección" significa la elección de Dios. Dios elige ser el Dios de la humanidad y la humanidad será su pueblo. El Padre …

La Historia de la Crucifixión (Contada por los Privilegiados y los Poderosos)

Stephen Mattson
Un hombre fue arrestado por las autoridades, enviado a juicio y condenado a muerte -su nombre era Jesús. Muchos dicen que es un hombre inocente, pero los hechos hablan por sí mismos:

Jesús era un matón, un vagabundo sin hogar propenso al abuso de sustancias ilícitas (tenía un arresto  previo por traficar con alcohol). Jesús causaba disturbios a donde quiera que iba. Él era un pandillero  con una larga historia de crimen, pero eso no es sorprendente teniendo en cuenta su educación.
Jesús era intrínsecamente violento y un peligro para la sociedad. A pesar de que habló con elocuencia, dado su estatus, ¿cómo podría alguien tomar en serio su mensaje, si siempre estaba protestando y usaba  métodos perturbadores como volcar mesas y violentar la paz?
Además, personas como Jesús son naturalmente perezosas. ¿No tienen cosas mejores que hacer, como conseguir un trabajo? Me gustaría tener tiempo para descansar, "orar", y pasar el rato en los parques. Si sólo trabajaran m…