Ir al contenido principal

Una Pequeña Nota Sobre La Antigua Teoría Del Canon



John Meade


Planeo hacer una o dos entradas más sobre la teoría bíblica de Epifanio, pero hoy me encuentro  leyendo y revisando algunas obras nuevas y algunas ya pasadas sobre la formación del canon del Antiguo Testamento Cristiano para una presentación próxima en Noviembre. Mientras leía el más reciente artículo de Armin Lange, "Historia Canónica de la Biblia Hebrea", en la recién publicada Historia Textual de la Biblia Volumen 1A (pp. 35-81), pág. 59-8, me encontré con este comentario sobre la lista Canónica de Orígenes:


La lista Canónica de Orígenes considera claramente a Macabeos como un libro fuera del canon. Sin embargo, Orígenes incluyó al menos a Ben Sira, Sabiduría de Salomón, y a Judit en su Hexapla. Así, el mismo Orígenes se adhería a un canon más amplio que el que representaba su propia lista canónica. Esto está confirmado por el uso que Orígenes hacía de varios textos deuterocanónicos en su obra... La última observación hace posible pensar que la lista de canónicos de Orígenes no refleje su propio pensamiento canónico, sino que se remonta a un texto fuente; sin embargo, es improbable que esta fuente citada represente una lista de canónicos judíos ... Su Hexapla demuestra que ni su fuente cristiana ni su tradición canónica judía representan el propio pensamiento canónico de Orígenes. En cambio, el propio Orígenes tenía un concepto de canon más abierto y se refería (sic preferido) a un canon cerrado sólo para los judíos (énfasis agregado).

Hay dificultades en las que no quiero enfocarme en estos momentos: (1) ¿Estos tres libros y quizás otros estaban incluidos en la Hexapla de Orígenes? Lange cita las pruebas que la Septuaginta de Göttingen da para mostrar la evidencia hexaplásica de esos tres libros. Quizás fueron incluidos. Hay evidencia de que Ben Sira está en Hebreo; pero no hay ninguna evidencia hebrea de Judith, aunque se suele suponer; y la Sabiduría fue compuesta en Griego. No tenemos evidencia de que los libros hayan sido revisados ​​por Teodosio, Aquila o Simaco. Así que podría haber una revisión de esos libros, pero en el caso de la Sabiduría, por lo menos, no habría columnas Hebreas o evidencia de los Tres, apenas una versión hexaplírica. (2) Hay dificultades con la interpretación de la lista del Antiguo Testamento de Orígenes: (1) es su, i.e, lista cristiana o (2) es una variante de la lista del canon judío (no se parece a ningún orden conocido de libros judíos, (3) alguna combinación de ambos (la carta de Jeremías, que no encaja en un contexto judío, podría ser la adición de Orígenes o una adición posterior a una lista judía existente). Lange opta por el primero; es decir, Orígenes utilizó una lista cristiana a la que añadió los títulos Hebreos para los libros de transliteración griega, una conclusión que coincide con la mía.


Mi pregunta, sin embargo, no se refiere a estos asuntos, por importantes que sean. Mi pregunta es ¿cómo determinamos el canon de una lista de libros antiguos? En este caso, Orígenes realmente proporciona una lista de libros, detallando claramente los libros judíos que probablemente él tenía la intención de que la iglesia adoptara (Eusebio entendió la intención de Orígenes de esta manera). Esta lista en sí parece un buen lugar para comenzar, ya que es la expresión más clara sobre el asunto. Ahora, cuando este mismo autor cita libros como escrituras que no aparecen en su lista canónica o posiblemente las incluye en su obra magna, la Hexapla, ¿qué debemos concluir? Sugiero que en lugar de redefinir el canon antiguo, que ya nos ha dado en su lista, tal vez deberíamos reconsiderar la actitud de la antigüedad hacia la Escritura en general. Es decir, es posible que debamos considerar la probabilidad de que la lista canónica de la antigüedad no incluya todos los libros que él consideraba Escritura y que el alcance de los libros de las Escrituras es realmente más amplio que su lista de canon. En su Hexapla, por lo tanto, podría teóricamente incluir libros que no están en su lista junto con libros que lo son. Él puede citar como Escritura los libros que se incluyen en su lista junto con los libros que no lo son. Pero no está clara la exclusividad de su canon en la lista que nos ha dejado.

Lange no parece considerar esta última posibilidad en su artículo, pero voy a leerlo de nuevo con más cuidado y actualizaré está entrada si encuentro alguna excepción. Consecuentemente, Lange pone el canon de Orígenes en tensión real con el canon putativo de la Hexapla de Orígenes, y deberá concluir que Orígenes “tenía un concepto abierto de Canon” más de lo que su lista pueda sugerir.

No quiero llamar la atención en este punto para no restarle importancia al artículo de Lange, el cuál es iluminador especialmente en términos de la investigación histórica del canon. Sin embargo, un libro que presente todas las listas primitivas del Canon con traducciones y notas para aprender cómo leer e interpretar podría ser de gran ayuda para llenar los espacios en blanco del retrato patrístico de la teoría del canon.
  

*John Meade es Profesor de Antiguo Testamento en el Seminario de Phoenix. Su interés académico está centrado en el canon Bíblico, la crítica de la Septuaginta, la Hexapla de Orígenes y la crítica textual de la Biblia Hebrea.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Jürgen Moltmann sobre el Rapto y “Dejados Atrás”

Jürgen Moltmann discute el problema del escapismo religioso, con el atractivo particular de la teoría del rapto, en su libro, Ética de la Esperanza:
Un escapismo religioso está saliendo a relucir mediante la difusión actual de una sublime religiosidad gnóstica en cuanto a redención se refiere. La persona que se rinde a esta religiosidad se siente a gusto en 'el mundo del más allá' y se ve como un invitado en la tierra. Esto se debe a la manera en cómo le preocupa el destino de la vida en esta tierra. Que su alma vaya al cielo, es lo principal. En su cuerpo y en la tierra, no era más que un invitado, por lo que el destino de este hogar realmente no le preocupa demasiado. Las prácticas religiosas que exaltan la indiferencia a la vida tienen muchos nombres. [...] El apocalíptismo-pop ofrece un escapismo especialmente dramático. Antes de las grandes aflicciones del fin del mundo, los verdaderos creyentes serán "arrebatados", llevados al cielo, para que puedan construir…

El No de Karl Barth A la Enseñanza Del Infierno

Una de las palabras que caracterizaron al teólogo Karl Barth fue ¡Nein! (No). Su no, era una negación imperativa hacia esas partes de la doctrina evangélica con las que no estuvo de acuerdo. Y la doctrina del infierno era una de ellas. Barth decía que “el infierno sólo puede tomarse en serio en cuanto a su derrota”. Por esa razón, Barth ofrece un poderoso no a la enseñanza del infierno como parte de la proclamación del evangelio.
Brian Leport reproduce en su blog algunas citas del libro “Karl Barth in convertation” (Conversaciones con Karl Barth), sobre la enseñanza del infierno. Al respecto, Barth también señala que el concepto del infierno, “no debería ser utilizado como herramienta de manipulación para atemorizar a la gente en sus creencias”.
Barth, también trata el mismo tema en su Dogmática Eclesiástica, cuando hace referencia en el libro II sección 2, a la doctrina de la elección. Sólo que en la Dogmática, trata el tema en relación a Jesucristo como aquel que sufrió el destin…

El Mensaje Anti imperial de Jesús en el Evangelio de Marcos.*

A pesar de que Antonio Negri y Michael Hardt hayan sucumbido a la tentación de diluirse en la posmodernidad de un izquierda que hoy pretende hacerse amiga de una política globalizadora, es necesario hacer hincapié que todavía existen límites en cuanto a términos políticos se refiere. Según la tesis de Negri1, Imperio e imperialismo no son parte de un mismo sistema. Negri dice que “el imperialismo fue realmente una extensión de la soberanía de los Estados-nación europeos más allá de sus fronteras”; la soberanía moderna a muerto y dio lugar al imperio. El imperio no es ya más un ente geográfico ni un poder ontológico, sin embargo, el imperio:
no establece centro territorial de poder, y no se basa en fronteras fijas o barreras. Es un aparato de mando descentrado y deterritorializado que incorpora progresivamente a todo el reino global dentro de sus fronteras abiertas y expansivas. El imperio maneja identidades híbridas, jerárquicas flexibles e intercambios plurales por medio de redes m…